El pasado domingo 20 de octubre fuimos a la Biblioteca Eugenio Trías de Madrid para ver a Ramiro Nieto, que nos había citado allí para hacer lo que siempre dijo que nunca haría: presentar algunas de sus canciones en directo.

La presentación tuvo lugar gracias a La Butaca Music con su proyecto TAC (Transmisión Alternativa de Cultura) y estuvo acompañada de la exposición Monocromo de fotografía de Aitor Rioja y Roberto Almendral muy interesante y muy recomendable si eres amante de la fotografía de música en directo (estará hasta final de mes).

Imagen de La Butaca Music

Ramiro estuvo acompañado de Jacobo Naya (La M.O.D.A) y Charlie Moreno (Alice Wonder, Penny Necklace…). El formato escogido fue electroacústico y pese a haber alguna dificultad de sonido al principio, terminó siendo impecable.

Presentó una selección de sus pocas – pero buenas – canciones en las que entraban algunas de su primer EP «Oxidarme» como ´Oxidarme`- valga la redundancia- y la oscura «La noche de San Juan«, para comenzar y terminar la presentación respectivamente. La última terminó con el cantante sentado y asimilando lo que acababa de cantar, muy emocionado.

Imagen de @andrealara_21

En medio tocó canciones de su segundo EP, «Phobos y Deimos» como ´Miedo, miedo`o ´Idiota`que aclaró que la cantaba para él mismo, haciendo alusión a la irascibilidad de las personas hoy en día, que se dan por aludidas por todo. También cantó ´Serenidad`, su último sencillo, que se la dedicó «a los peques» que habían ido esa mañana, haciendo un gesto cariñoso a su hijo que estaba presente.

Al principio se le notaba un poco nervioso ya que como él mismo dijo era la primera vez que se enfrentaba sólo al público y era un formato muy diferente al que estaba acostumbrado (con las bandas, como Sidecars, está todo el rato bailando pero no está en primera línea y además el público no está sentado y callado), pero después se fue soltando y vimos a un Ramiro muy emocionado e ilusionado que afirmaba «siempre he tenido miedo o pereza de hacer esto, pero ahora que os veo la cara a todos me dan ganas de hacerlo más veces, mañana no».

El encuentro fue muy acogedor y acudieron amigos, familiares y seguidores del artista, además, llevó vinilos de «Phobos y Deimos» y algunos lienzos pintados por él mismo.

¡Esperamos que siga haciendo eventos como este!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here